Ir para o Conteúdo

Café con Sensei


03-mai-2019

Los Siete Samurais




Niten y Ikoi-no-sono



Haga clic para agrandar



Texto del Material

"Periódico Nippak 02 ~08 de Mayo 2019
Grupo de Jóvenes del Niten realiza presentación en el Ikoi-no-sono

Como ha hecho desde que fue fundado hace unos siete años, el Grupo de Jóvenes (Hayabusa del Instituto Niten) realizó una visita el 7 de abril en la Asistencia Social Dom José Gaspar "Ikoi-no-Sono", en Guarulhos. En el día, cerca de 20 jóvenes participaron en la acción, que consistió en demostraciones de las técnicas de kenjutsu para los internos, que se mostraron bastante ansiosos por la visita de los jóvenes samuráis.
El fundador del Instituto Niten, Jorge Kishikawa, que hizo el seguimiento de los jóvenes, explicó que el Hayabusa suele realizar de 3 a 4 visitas similares durante el año, "cuando hacen valer el 4º voto del samurái, que es la compasión".
Se han demostrado técnicas de Iaijutsu, Kenjutsu combate, Katori shinto ryu y el Niten Ichi Ryu. Sensei Jorge Kishikawa, hizo un seguimiento de la visita por un motivo muy especial. "Debido al reciente fallecimiento de mi padre [Yoshiaki Kishikawa], ocurrido el 9 de febrero de este año, decidí donar todas sus ropas para Ikoi", cuenta el hijo, explicando que, a pesar de ser japoneses, muchos todavía no habían visto una katana (espada) de cerca. "Tuve la oportunidad de hablar un poco sobre el Katori Shinto Ryu, la técnica más antigua de Japón y, en contrapartida, tuvimos la oportunidad de conocer un poco más sobre el trabajo desarrollado en la entidad y, más que eso, oír muchas historias", dice Kishikawa.
Experiencia que seguramente la psicóloga Lorena Araújo no olvidará tan temprano. "Sabemos de las dificultades que se enfrentaron, pero es fascinante cómo pueden transmitir tanta energía positiva. Es, sin duda, un diferencial que fortalece nuestros espíritus y trae un sentido muy especial a nuestras vidas ", dice Lorena, practicante hace cinco meses.
- Para el líder del grupo de jóvenes del Niten, Akio Asakawa, "la sensación que tuve durante nuestra campaña fue la de estar vivo, de estar despertando". "Estaba reviviendo un ejercicio de compasión fundamental a la vida, pero que en la correría del día a día es siempre uno de los primeros a ser dejado de lado. Y de manera aún más especial pues estábamos ante la propia historia de la comunidad nikkei en Brasil, contribuyendo como podíamos, a través de Ikoi, a favor de la dignidad de aquellos guerreros ", subraya, añadiendo que," poder llevar a ellos nuestra espada que da la vida "me hizo sentir como si estuviera de encuentro con una parte mía que faltaba para estar vivo de verdad".

Para la hermana Teresa, recibir nuevamente la visita del Hayabusa - la primera fue hace 4 años - fue motivo de mucha alegría. Según ella, lo que impresionó a la audiencia fue la disciplina, calma, respeto y concentración de los jóvenes ".
"Al final de la presentación de los jóvenes, los señores Kumada y Saito también quisieron presentarse, en el primario, todavía en Japón, aprendieron un poco de Kenjustu. Con mucha bondad, el profesor Kishikawa pidió a algunos jóvenes `luchar` con ellos. Y los dos ancianos atacaron con mucha fuerza. Ciertamente ellos no olvidarán tan temprano la vivencia que tuvieron en este día ", cuenta Teresa. (Aldo Shiguti) "





AUDIO DEL SENSEI



Traducción del audio

Los Siete Samurais de Akira Kurosawa, lo que tiene que ver esta película de los siete samurais que salvaron a una aldea de campesinos pobres, ancianos, y niños necesitados que eran robados y agraviados, por villanos apegados al valor material.
Niten, si usted leyó el material, va en busca de llevar la espada que da la vida y así fue en el Ikoi No Sono y así fue también para impedir que llevasen un Templo Budista, Nikkyoji para el Infierno.
Infierno? sí
Es allí en la Avenida del Estado donde tiene muchas inundaciones, donde se forma un lago, hay diluvios, y donde tiene 5 veces más asaltos que donde está actualmente.
Niten abrazó esa aversión y defendió el interés de los fieles tradicionales y ancianos que no habrían de orar, de tener al menos sus últimos años de paz en sus oraciones en el templo donde está.
Donde quiero llegar, lo que quiero decir es el siguiente: Existe un Samurái, Takasugi Shinsaku que dice así:
Si su causa es noble, dé la vida.
Y Niten dio la vida.
Niten perdió el lugar de entrenamiento en el Templo Nikkyoji, pero ganó mucha virtud al hacer el bien.
Fue una causa noble.

Arigató por escucharme.
Y si quieres abrazar esa causa, venga al grupo, el Templo de los Samuráis






El Paraíso





El infierno





Imágenes de la visita de Niten al Ikoi-No-Sono


La gente de edad...



Y necesitados...



Salvados por los...



"Siete Samuráis".



topo

+55 11 5539-3587
contacto@niten.org